Tag Archives: nuevas tecnologias

solo una semana y estamos de vuelta…

…mientras tanto…

Por lo menos le ponemos ganas

Aquí seguimos de exámenes, aunque ya queda menos… Pero seguimos en la biblioteca. Así que no tenemos mucho que contar, pero esta semana si hemos visto una cosa: que hace más el que quiere que el que puede.

¿Y eso por qué? Pues porque para ser honestos, nosotros estamos comenzando. De hecho seguimos en la universidad y todavía (no) hemos salido al mercado laboral, pero pese a ello las empresas que están se prestan a colaborar con nosotros se muestran satisfechas (o al menos eso es lo que cuentan y conforme a lo que actúan).

Para empezar, como recordaréis (aquellos que nos sigáis) formamos parte de la organización del TEDxLeón. Y para que saliera tan bien, tiramos de un grupo de voluntarios de la Universidad de León (concretamente de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales y del Curso de Protocolo de la ULe). Pues tan bien lo hicieron, que nos han contactado esta semana para preguntarnos por voluntarios para la “3D Printed Party” que tendrá lugar en el Espacio Vías los días 28 de febrero, 1 y 2 de marzo. Así que no hay cosa como echarle ganas para que salta todo redondo. Y no solo echarle ganas, si no volcarse para que la ciudad de León disfrute de uno de los eventos más importantes a nivel mundial.

Luego también nos han llamado para consultarnos algo sobre un trabajo que realizamos en colaboración con una empresa, porque pensaron que habíamos cometido un error debido a nuestra falta de experiencia. Pero como nosotros vamos paso a paso, y claro esta muy pendientes de todo lo que hacemos (que muchas veces somos los primeros en equivocarnos), pues vimos que nosotros habíamos hecho el trabajo correctamente y que pese a estar aprendiendo lo que hacemos lo hacemos con ganas. Y eso se nota.

Vamos que si se nota, que esta semana también una empresa de León nos ha ofrecido al contratar a tres miembros de nuestra asociación para el verano una vez que acabemos la carrera. Vamos que parece que damos resultados y que están más que satisfechos con nosotros. ¿Y nosotros? Encantados que nos den la oportunidad de aprender de su experiencia, de ayudarles en lo que podamos y de poder hacer todo lo que podamos por la ciudad y la sociedad leonesa.

Y todos esto solo hace que incrementar nuestras ganas de hacer más y más, para seguir aprendiendo y dar lo mejor de nosotros todos los días. Porque esto solo es una parte, todos los días contactan con nosotros para colaborar en diversas cosas, y de momento la gente queda contenta con nosotros. Porque saber no sabemos mucho, pero ¿acaso alguien nace sabiendo? Nosotros solventamos la falta de experiencia con las ganas que le ponemos en todo lo que hacemos. Y eso se nota y marca la diferencia.

Así que seguiremos haciendo lo que nos gusta, disfrutando de ello y volcándonos al 200% en todo lo que hagamos. Y cuando haces lo que te gusta, no te cuesta hacerlo, lo difícil es parar. Os dejamos que continuamos aprendiendo, aunque hoy nos toca de los libros… ;)

PechaKucha León Vol 2

Hola a todos desde nuestra casa en época de exámenes: la biblioteca. Y es que no salimos de aquí ni a tiros. Exámenes y trabajos, trabajos y exámenes ocupan en estos días todo nuestro tiempo. Pero es lo que toca.

Aunque ayer tuvimos que hacer un pequeño descanso en nuestra monótona rutina. ¡Llegaba el Volumen 2 de PechaKucha León! El primero nos lo tuvimos que perder por estar fuera y tuvimos que conformarnos con ver los vídeos en su canal de YouTube. Pero en esta ocasión pasase lo que pasase había que asistir.

Porque además los ponentes eran algo de otro nivel. Muchos de ellos conocidos, muy conocidos para nosotros y alguno que otro nuevo. Pero fuera como fuere ponentes 10 que siempre es un placer y deleite escucharles y más en este formato tan particular, que como no bordaron.

El primero en abrir fue Jesús Lobejón, que nos habló de algo muy propio de la naturaleza humana como es el miedo. Bueno, propio de la naturaleza humana aunque en ocasiones muchos de ellos nos sean inducidos mientras somos niños. Nosotros somos de la opinión que se debe abandonar la “zona de confort” y afrontar todos los miedos que se puedan tener, porque es ahí donde realmente se vive.

La segunda en subirse al escenario fue Mocadele, segunda vez que la vemos en condiciones similares, ya que nosotros la conocimos en “Internet lo haces tú”, donde nos habló la pasada que es eso de la realidad aumentada. Pero ayer nos dio una visión más personal del asunto y nos habló como había llegado a ese punto. ¿Lo mejor de todo? Ver como una persona puede hablarte de como ha ido dando cada paso de su vida disfrutando de sus pasiones. ¡Eso es vivir!

Y llegó el turno de Diego Martínez, que nos narró importantes acontecimientos de la historia y del deporte desde un punto de vista un tanto diferente, los pies. Y es que él es de la opinión de que hay que vestirse por los pies. Y es  que un elemento muy importante de la historia es el calzado, y eso es algo que inculcaron muy bien a Forest Gump: “Mamá decía que puedes saber mucho de las personas por los zapatos que usa”.

Los dos ponentes de la noche fueron la gran novedad para nosotros.

Para empezar, nosotros nos complementamos bastante bien, lo que no sabe uno, lo sabe alguno de los otros. De ahí la importancia de hacer buenos equipos. Pero, si en algo fallamos todos es en arte. Y ayer Pedro La Gran, nos descubrió una forma distinta de ver el arte, de como sacarlo de las exposiciones, de las paredes y hacerlo parte de nosotros y disfrutar de una manera más interesante de ello.

Luego vino otro Pedro, en este caso Pedro Cuevas que nos habló también de las pasiones de su vida, y de como el constante entrenamiento, el constante esfuerzo y las constantes ansias de superación pueden hacer que no haya límites para ti, y logres todo aquello que te propongas.

Y para cerrar esta noche redonda le llegó el turno a Eva Dolcetriz, que en veinte transparencias narró la evolución de sus ideas de negocio, de como su primer intento en el mundo empresarial (el disfrute de la cama y de todos aquellos lugares que tu imaginación te permita) a su modelo actual que busca el gozo de los paladares. Porque el comer es uno de los mayores placeres que hay en la vida.

Y todo esto en una hora que dejó en la ciudad de León tres chiquinas con ganas de hacer cosas, y como en este caso aportando un granito de arena a la sociedad Leonesa. Porque durante una hora los que disfrutamos fuimos los asistentes al poder ver y escuchar a seis personas que tienen tanto que contar, y que nos lo contaron en este particular formato y en ese gran ambiente.

Así que por último darle las gracias a las organizadoras y colaboradores del evento por regalarnos en la noche de ayer otra experiencia más con las que disfrutar y aprender rodeado de grandes personas es posible.

Además, visto el nivel que se marcaron ayer, tenemos muchas ganas que llegue el Volumen 3, para ver con que nos sorprenden estas tres “mosqueteras” y que héroes se traerán en esa ocasión. Porque con lo de ayer dejaron el listón muy alto para el próximo, aunque convencidos estamos que ¡¡¡harán algo todavía mejor!!!

Saludos ;)

Tecno-dependencia

Hoy hemos decidido reflexionar sobre un tema que nos ha afectado en esta semana a varios de nosotros, y no es más que la dependencia que padecemos de las nuevas tecnologías.

Pues si, en los últimos días varios de nosotros hemos sufrido pequeños “incidentes” tecnológicos, lo que por un motivo o por otro nos han dejado “vencidos” para realizar trabajos de clase, estudio, labores del trabajo, o cualquier tipo de tarea, porque desgraciadamente somos una generación  que podemos hacer prácticamente todo con un ordenador en nuestras manos, o mismamente con un simple smartphone, que en ocasiones es nuestra única herramienta de trabajo, e incluso en según que casos la más importante.

Y estamos ante tres ejemplos muy claros de la importancia que tienen. Nos han fallado un smartphone, una compañía telefónica y un portátil.

El primero de ellos lleva TODO en su teléfono, de hecho vive pegado a él: redes sociales, correos, llamadas, más correos, más llamadas, etc. Y esta semana su dispositivo móvil ha decidido que se acabó, que se apagaba para no volver a encenderse más. Teniendo en cuenta que para él es un bien de “primera necesidad” debido a la infinidad de cosas importantes para las que realmente lo utiliza, ha llegado la hora de buscar otro nuevo. Pero, ¿sirve cualquier teléfono cuando es una herramienta tan importante en tu día a día? Busca, mira, compara; y todo ello tan rápido como puedas para poder estar activo nuevamente con la mayor rapidez posible.

Otro de nosotros decidió acogerse a una compañía móvil digital de estas nuevas, porque pagaba una quinta parte que con la siguiente más barata… sorpresa sorpresa, esta semana ha tenido ya no sabemos cuantos cortes con la red de datos, porque están teniendo problemas con los servidores unas veces, otras con las centralitas de no se donde, etc. Con lo cual eso también te deja vencido.

Y el último, a un servidor. Mi portátil ya lleva meses sin responder a ningún tipo de estímulo, da igual que lo formatee, que lo limpie, que haga lo que haga. Está una temporada bien pero pasados unos días, si quiere trabajar bien, pero si no se queda pensando y ya no queda más opción que el “botonazo”, porque ya no atiende a más razones. Nuevamente a formatear y limpiar. Y claro está que te queda la opción del ordenador de torre de casa. Pero ya te limita el no poder utilizarlo en el momento justo que lo necesitas, que es la agilidad que te permite el notebook, el estar en la biblioteca y ante cualquier cosa poder consultarlo, no tener que andar pendiente de más que metes el ordenador con el cargador en la mochila con los apuntes.

Pequeños problemas sin importancia, pero que dificultan nuestra rutina diaria y las actividades que en ella realizamos. Y eso que nosotros somos únicamente estudiantes, con apenas responsabilidades, por lo que esto realmente no nos supone más que perdidas de tiempo (que en otras circunstancias conlleva pérdida de dinero) como mucho. Pero aún así nos genera la molestia de no disponer de ello, de no tener esas facilidades (e inmediatez) que nos reportan las nuevas tecnologías. De sentirnos por unas horas/días en el neolítico por no disponer de nuestras herramientas para poder hacer nuestras tareas. ¿Nos estamos volviendo tecno-dependientes?